jump to navigation

Apología a Mario Silva febrero 5, 2010

Posted by Manuel Andrés Casas in política nacional.
Tags:
trackback

Creo que sería redundante decir que en absoluto me solidarizo con las ideas que propaga ese señor en su programa de televisión. Pero sin embargo, sí creo necesario enfatizar que reivindico total y absolutamente su derecho de salir al aire y decir lo que le venga en gana.

Hago esta afirmación porque durante las recientes protestas he escuchado más de una vez que al Sr. Silva lo deberían sacar del aire, que el programa la Hojilla debe ser clausurado, que qué bolas las vainas que dice ese carajo, etc. Ahora, debo decir que resulta un tanto contradictorio que en una protesta que busca defender a ultranza la libertad de expresión se estén vociferando pretensiones de censor.

Esto me lleva al hecho de que, tal vez por lo que apuntaba Germán Carrera Damas de que Venezuela es una nación que todavía no ha superado los instintos monárquicos, tendemos a tener un alto grado de rechazo e intolerancia a las opiniones diametralmente opuestas a la nuestra. Esto es algo que he notado en todos los niveles: tenemos una especie de fobia al debate, al choque de ideas. ¿Por qué? ¿Acaso es necesario estar de acuerdo en todo? ¿o es qué discrepar (y aceptar que discrepamos) es algo que no podemos alcanzar?

Tener opiniones fuertes no tiene nada de malo, decirlas en voz alta tampoco. El único requisito para ser titular de ese derecho es aceptar la posibilidad de que otros también las tengan.

Hay diversas maneras de considerar la libertad de expresión. Algunos la ven como un obstáculo para la acción del Estado, o como una manera de alborotar el avispero, por lo cual la misma debe estar severamente restringida, siempre condicionada a que el aparatchik de turno considere que no está haciendo demasiada bulla fastidiosa; otros, dentro de los cuáles me cuento, consideramos que la libertad de expresión es un derecho humano absoluto, el cual sólo puede ser restringido en circunstancias extremadamente puntuales (como lo sería la incitación a delinquir o la promoción exacerbada del odio) y en estos casos solamente posteriormente a que el daño se haya realizado.

Si nos encuadramos en la segunda posición, se torna necesario entonces defender el derecho de Mario Silva a decir en su programa lo que le venga en gana; tiene pues el mismo derecho de hacerlo que Leopoldo Castillo o Miguel Ángel Rodríguez. Si a una persona no le gusta lo que los referidos personajes dicen en sus respectivos programas entonces la solución es sencilla: no los escucha, y punto.

Ahora, si queremos quejarnos acerca de algo que involucra el programa la Hojilla es el hecho de que el mismo es transmitido por el canal del Estado. Acá debemos reflexionar, más que del uso en específico que se le da a VTV, acerca de la existencia misma de VTV. Detengámonos a preguntarnos si en verdad es necesario que el Estado utilice los recursos de todos los venezolanos para mantener al aire un canal que, generalmente por la mediocridad de su contenido, no podría subsistir de manera autónoma. Si el gobierno necesita decir algo urgente (de verdad urgente) puede convocar una cadena. De resto, desviar recursos que deberían estar dirigidos a áreas prioritarias como salud y educación hacia un aparato de propaganda política del partido de gobierno (y era así en la IV, es así en la V y, ojalá no sea así en la VI) resulta nada menos que absurdo.

Que el Sr. Silva diga en su programa lo que se le antoje, pero que su sueldo no lo paguen con el IVA que le cobran a todos los venezolanos.

Anuncios

Comentarios»

1. Kepler - febrero 5, 2010

Muy bien dicho.

Ahora bien: es increíble hasta qué punto falta en Venezuela la tradición del debate. En general la gente lo que hace es seguir un diálogo de sordos en sitios separados. No nos ayuda el que seamos un país con un sistema presidencial rodeado de otros países con un sistema presidencial.

Si creásemos un sitio de debate donde el periodista se mantuviese tan objetivo como fuera posible, tendríamos un efecto increíble.

Esto es algo en Francia, donde hay un sistema mixto presidencial-parlamentario:

En Alemania, en el Reino Unido, los debates son muchos más frecuentes y tienen lugar no solo en tiempos de elecciones y no solo entre los candidatos principales. Es frecuente ver que se invita a un ministro y “shadow ministers” (ministros en la sombra) o a intelectuales. Algunos dicen que eso es imposible en Venezuela.
Al menos debemos exigir vez tras vez que se den esos debates, debemos mostrar los mejores ejemplos de debates que se dan en el extranjero y retar a los políticos, sobre todo ante el público general, para que tengan los cojones/ovarios para atreverse.

Y que Silva regurgite lo que quiera.

2. Armando Sotillo - febrero 5, 2010

Estoy de acuerdo con el contenido de tu artículo y con lo comentado acerca de la libertad de expresión, sin embargo, por las mismas razones que mencionaste para limitar la libertad de expresión, Mario Silva deberiá salir del aire. Si vemos por lo menos un día una transmisión completa de la hojilla (confieso que raras veces lo veo completo) podemos darnos cuenta de un sinfín de acciones censurables y hasta punibles como: Incitación a delinquir, Incitación a la violencia, Promoción exacerbada del odio, Difamación y no contemos la cantidad de violaciones a la ley RESORTE.

En fin, para mí, La hojilla puede seguir con la misma línea editorial, pero respetando la ley.

Me gustó el artículo, sobre todo por lo que quería (o por lo que entendí yo que quería) expresar en la parte de Miguel Angel, lo que es bueno pa´ la pava es bueno pal´ pavo.

PD: Con respecto a los comentarios sobre VTV, los comparto en un 100%.

3. JuanCristobal - febrero 5, 2010

Bravo. Yo iria un poquito mas alla. Silva es un personaje detestable, pero a veces, A VECES, trata de atacar la opinion de la oposicion usando logica y demostrando las fallas en los argumentos de los de nuestro lado. En ese sentido, Silva contribuye de un modo muy sui generis y no necesariamente positivo al dialogo nacional. De Silva se puede decir que es un loco, un ideologo, un tipo sin principios, pero bruto no es. Eso es mucho mas que lo que uno podria decir del resto del resto del VTV gang.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: