jump to navigation

El Problema no es Chávez febrero 3, 2010

Posted by sinelchivoysinelmecate in Actualidad, Colaborador, política nacional.
Tags: ,
trackback

Por: DPA

Esta semana se cumplen 11 años desde que el Presidente Chávez se asentara en el Poder. Son 11 años de miseria, inseguridad, lucha y sobre todo frustración. Pero también son 11 años en los cuales aún no nos hemos dado cuenta que el principal problema de Venezuela no es Chávez.

El Problema no es Chávez porque si bien es cierto que Chávez, en su locura o no, se ha encargado de llevar al país a la destrucción, también es cierto que durante estos 11 años ha tenido más del 50 % de popularidad. Ahora, en febrero de 2010 y debido al problema de electricidad que envuelve al país es que por fin la popularidad del Presidente está por debajo de un 50%; o al menos eso es lo que nos dice Datanálisis.

La realidad, duélale a quien le duela, es que hay un pueblo que, consciente o inconscientemente, se identifica con el Presidente, cree lo que él dice, y está dispuesto a seguirlo en cualquiera de sus locuras. Es verdad, hay un sector de la población que lo rechaza, que ya no está dispuesto a seguirlo y vale decir también que es un sector bastante importante, que además se ha venido fortaleciendo (en números) en los últimos años. Lastimosamente no creo que sea suficiente.

Venezuela tiene un grandísimo y principal problema y es la calidad de su sociedad. Vivimos en un país donde la gran mayoría de la sociedad es ignorante o poco educada y los restantes, algunos son gente digna, trabajadora y decente, pero los otros son cómodos, interesados y/u oportunistas. El Problema no es Chávez, es una sociedad que no tiene conocimientos de mundo, una sociedad que no conoce la historia y por lo tanto cae una, dos y mil veces en el mismo hueco y francamente una sociedad que en gran parte no tiene valores ni escrúpulos. Es un cliché decir que lo que falta en Venezuela es educación, pero en efecto creo que es la única solución, y al hablar de educación no me refiero únicamente a tener un título universitario o de bachiller (aunque que gran ayuda nos sería!) sino más bien una educación de trabajo, de auto-superación donde los valores de la sociedad sean el pilar fundamental.

En efecto, de ser un pueblo algo más educado nos habríamos dado cuenta en su momento, que en 1998 Chávez nos traía una idea de país muy ajustada a la izquierda y que las izquierdas radicales habían fracasado en el mundo; Cuba era su último bastión. Hubiésemos podido entender que son muy pocos los líderes militares que han liderado democráticamente y que no han sido autoritarios, pues cada quien a lo suyo, y los militares se forman bajo un régimen autoritario donde unos dan órdenes y otros las siguen sin posibilidad de pensar o actuar por sí mismos. Hubiésemos considerado que la experiencia es necesaria en casi todas las labores u oficios. Principalmente, hubiésemos sabido que el cambio era necesario, pero no a cualquier costo.

Sin embargo, todo esto es perdonable, pues somos humanos y cometemos errores. Lo que no es perdonable, es que 11 años después aún Chávez tenga casi un 50% de popularidad. No puede ser que una tragedia de Vargas, un 11 de abril, un paro de 2 meses, aproximadamente 15.000 despedidos de PDVSA, un referendo revocatorio, una abstención de mas del 80% en unas elecciones parlamentarias, nacionalización de la Electricidad de Caracas, cierre de RCTV, manifestaciones estudiantiles, expropiaciones de más cosas de las que pueda mencionar, una enmienda constitucional inconstitucional , un paquetazo de leyes previamente rechazadas, cierre de RCTV (otra vez), crisis eléctrica, devaluación y un sin fin de otras barbaridades que estoy dejando por fuera, después, Chávez aún tenga casi un 50% de popularidad. Para mí es sencillamente increíble.

Ahora bien, digamos que todo o casi todo, tiene una justificación. Digamos que tuvimos una Cuarta República terrible y que esto es consecuencia de aquello. Digamos que precisamente por tener un 80% de población poco educada, estas cosas pueden suceder. Digamos que Chávez es un maestro en el arte de la manipulación y el engaño y el país ha sido una dócil víctima. Está bien, compro. Algo de cierto y algo de justificación tienen éstas teorías y por eso estoy dispuesto a aceptarlas. Lo que no estoy dispuesto a aceptar es que la otra parte de la población que en teoría está más educada e instruida, tenga tan pocos valores y tan poca ética que por oportunistas, cómodos y sin vergüenzas lleven a éste país a su destrucción.

Llamémosle los delincuentes de cuello blanco. Aquellos que creíamos gente seria y decente y hoy en día se encuentran inmiscuidos en el tema de los bancos y casas de bolsa. Ojo, no estoy diciendo que lo sean todos, algunos es por capricho de Chávez, pero hay incluso algunos con demandas penales internacionales, o perseguidos por Interpol. Pero dejemos el tema de los bancos, hablemos de Venevisión. Mejor no hablemos de Venevisión, hablemos de los partidos políticos. En fin, hablemos de la población “educada” pero sin valores. Por eso al comienzo de este artículo especifiqué que la educación no es solo un título, también son valores. Desafortunadamente tenemos una población muy poco educada, sea académicamente o sea en referencia a sus valores.

Por eso, El Problema no es Chávez es la sociedad. Mientras Chávez tenga un porcentaje tan alto de popularidad no veo salida del problema, y creo que estamos errando en la forma de lucha. Tenemos que atacar el problema de una manera distinta. Tenemos que atacar el problema en los barrios, educando, formando, haciendo redes populares, pateando calle. La lucha, no es sólo de los estudiantes enfrentando a Guardias Nacionales o la represión de los Policías. La lucha, es entrarle a la población y, con acciones, hacerla entender que hay un mundo mejor, que hay posibilidad de progreso, que se puede buscar una mejor calidad de vida. Comparto una anécdota: Una empresa de altos recursos, se metió en un barrio con una piscina inflable y un profesor de natación, el profesor le dio clases a todos los niños y padres interesados. Llegó un convoy del oficialismo exigiendo permisos para la actividad y poniéndole trabas al asunto. Salió uno de los habitantes del barrio (PSUVISTA) y le respondió a los oficialistas: “Ustedes se me van de aquí ya porque mi hija esta aprendiendo a nadar”. Los oficialistas no volvieron.

Ese es el tipo de actividad que hay que promover. Entiendo que Leopoldo López está fajado con eso, mis respetos. Es la única manera que veo una posible salida. Hay que entender que no sólo se trata de marchar. Se trata de marchar y no manejar por el hombrillo. Se trata de protestar y no tirar papeles en las calles. Se trata de salir a votar y no pagar por una sentencia a favor. Se trata de realizar todas las actividades políticas pero se trata principal y fundamentalmente de infundir valores que cambien nuestra manera de ser y nuestra manera de pensar para poder progresar. Queremos cambio, empecemos por nosotros mismos (y me incluyo), porque El Problema no es Chávez.

Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine

Anuncios

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: